jueves, 30 de octubre de 2008

Cuando la medicina es un placer...

La gripe sigue su curso y me ha cogido el oído derecho, muy propenso él a enfermarse. Me aplico las gotas del oído pero sigo resistiendo el resto de síntomas. Y hoy me he acordado de cuando Delia, mi primera profesora de chino, me comentó cómo tras tomar medicinas variadas para un catarro, una vez fuera la fiebre, se le resistía la completa curación. Y harta se curó en tres semanas, tras tres meses de tomar de todo, con infusiones de jengibre, bien cargaditas.

A mí me encanta en jengibre, aunque he estado hace poco con problemas de estómago y por ello no me atrevo a tomar la infusión caliente y en ayunas, porque en ayunas cae pesada. Pero me he decidido a tomarlo de otra manera. Y está buenísimo:

- Compré un trocito de jengibre fresco al peso, aunque si no tenéis sirve el jengibre el polvo ( es más fuerte en polvo, cuidadito ). Corté un trozo de unos 4 cm de largo y lo hice daditos. El jengibre es muy efectivo para aliviar síntomas del aparato respiratorio superior y para combatir las naúseas ( que me han dado con la gripe dichosa ). En medicina tradicional china se dice que es una planta para curar enfermedades ocasionadas por el frío.

-Añadí unas 20 bayas goji de las que os hablaba el otro día y que tienen probados efectos beneficiosos para la salud. Estas bayas se pueden consumir así solas, pero si desde hace siglos las añaden a la comida será porque con el calor se aprovechan mejor sus propiedades. Yo me fío más de la tradición milenaria que de las celebrities de Hollywood en busca de la eterna juventud ( quienes las toman a palo seco ).

-Un poquito de canela, otra especia que me encanta y ayuda a combatir resfriados y gripes ( alivia sus síntomas ).

-Y un trocito de manzana en daditos porque es una fruta que soporta bien la decocción y por si el sabor de lo anterior fuera demasiado extraño.

Una taza de agua, al fuego, y no sólo lo llevo a infusión sino que lo dejo hervir unos pocos minutos, es decir, hago una decocción ( como se aprovechan mejor el jengibre y las bayas goji ( kochi ) ). Azúcar y aparto los dados de jengibre, pues eran demasiada cantidad para comerla así a lo bruto.

El resultado es una bebida muy sabrosa y aromática, de la que luego me tomos los trocitos de fruta al final, con un toque algo picante pero suave. Y alivia los síntomas de la gripe por unas horas.

Creo que me aficionaré a mi invento por puro placer, con eso os digo todo.... Ummmmmm.

Para que veáis que hasta de las cosas desagradables como una gripe puede salir algo bueno, como una infusión deliciosa para mi paladar.

6 comentarios:

Plyngo and Me dijo...

Hola Mapachito, te envío un saludo y te aseguro que, de lograr algo, no le dejaré ni un céntimo a este explotador, será todo para tucanes a la plancha... por cierto, te he enlazado y voy a robar la imagen.

Mapachito dijo...

Ja ja ja así se habla. Es todo un honor que hallas dejado tu huella en mi modesto y novato blog, yo también estaba pensando en enlazaros, pero ya sabes, el mérito es tuyo ^_^

Pedro Escudero dijo...

Pues yo ando parecido, así que tomaré nota del remedio. A ver que tal me va...

Andrés Schmucke dijo...

A la gripe nunca la afecta la crisis. Cuando a mi me agarra soy yo quien entra en crisis.

Espero te mejores pronto.

Anónimo dijo...

Yo para la gripe .. creo que ya te comente lo que tomaba.. pero para prevenirla.. un antibiotico natural.. y bastante efectivo si se es constante..:infusiones de tomillo, con limon y miel.. Curiosamente me encanta el saborcito de esta infusion.. Me compro bolsas de tomillo en la parafarmacia (me gusta mas.. que el tomillo natural.. que cosa tan extraña..) Pero probare esto que tu dices.. me intriga su sabor..

Txiqui

ITACA dijo...

pues no, la gripe sigue siendo la reina, de crisis nada de nada, y a nosotros que nos pilla en medio de la crisis todavía le resulta más fácil atacarnos

Learn to Speak Chinese

English meditation