lunes, 16 de febrero de 2009

MARCAS BLANCAS: ¿ que, quien, como, donde y por que?

Hola de nuevo. ¿ Cómo veis el panorama ? Yo muy negro, me da que tenemos crisis para rato, y por eso voy a hablar de algo muy demandado en estas fechas de vacas flacas: las marcas blancas.

Ya hace tiempo hice una opinión al respecto en una web, pero no pongo el enlace porque los datos están ahora algo desfasados.

Las marcas blancas son aquellas que un supermercado vende bajo su nombre o con un nombre exclusivo de su cadena, a precio inferior al de las marcas más consolidadas en el mercado. Esto sería el "qué son", productos de consumo habitual, desde alimentación hasta higiene.

Pero, ¿ tienen los supermercados o grandes cadenas tantas fábricas ? Ja ja ja ja. Lo que hacen es encargarlo a industrias ya consolidadas, muchas veces las mismas que compiten a un precio muy superior en los estantes.

"No es lógico" pensareis, pero en el fondo sí lo es, pues de esa manera saben que un sector de los consumidores van a desbancar a la competencia porque ellos y sólo ellos ofrecen el producto más barato. Pero es más complejo el asunto, y pasamos al "¿cómo hacen para ganar?".

La calidad no es lo que nosotros entendemos como consumidores finales, sino la capacidad de ceñirse a lo que se está produciendo. Por ejemplo, un chocolate alto en cacao y de textura finísima puede no cumplir los estándares de calidad de una marca si su tableta en lugar de 100 gramos les ha salido de 99 ó de 101 gramos. Y ahora multiplicas eso por un lote entero. ¿ Se tira ? Nooo, se coloca a bajo precio, de manera exclusiva para una misma cadena de supermercados ( siempre el chocolate sabor nosecuanto que se compre en un supermecado X será de esa industria misteriosa hasta nuevo contrato, no se vende una marca en uno y otro diferente en el del al lado de la misma cadena).

Por ello, en muchas ocasiones, el producto ofertado es IDÉNTICO en el contenido y la calidad. En otros casos merman un poco lo que agrada al consumidor para no jugársela, pero esa táctica no permite barrer a la competencia.

Seguimos con los motivos de poner productos a mitad de precio o incluso menos. Resulta que cuando hay un exceso de producción inesperado, o bien han bajado las ventas estimadas, se acumula el producto. Y almacenarlo cuesta dinero, a veces no compensa. Por no hablar de los productos perecederos, mucho mejor venderlo a poco más que el precio de costo que arriesgarse a perderlo. De todas formas, en la producción estimada para un periodo ya se contempla un porcentaje dedicada a la distribución en forma de marcas blancas.

"No fabricamos para otras marcas": Y UN JAMÓN, al menos algunas casas que se jactan de eso lo hacen, aunque siempre pueden decir que es una subcontrata. Por ejemplo, un programa local de mi comunidad dijo que la leche de la cadena Alimerka es en realidad de la Central Lechera Asturiana, de excelente calidad, y se vende a mitad de precio. Mi madre la probó recelosa y se convenció.

Para averiguar quién es quién en las marcas blancas de puede inspeccionar el envase, y sino el código de barras. A veces las semejanzas corresponden a la realidad, como en las especias Hacendado y Carmencita, y otras es un simple engaño. En ocasiones se indica en el envase qué compañía produce el producto, en otras aparece la dirección de contacto y, oh sorpresa, es idéntica a la de la marca XYZ. Estudiar el código de barras ya es más complejo, sólo deciros que el primer dígito se corresponde al país donde se ha producido el producto, por ello si veis un 8 ( el de España ) no os creáis que lo que tenéis en la mano es un roquefort con denominación de origen. El análisis nutricional detallado constituye también un elemento útil para detectar diferencias ( o confirmar que es lo mismo ) entre una marca conocida y la marca misteriosa.

Y siguiendo con el tema, me he llevado una grata sorpresa al probar la horchata Hacendado porque aparte de estar buenísima esa sí tiene el sello de la denominación de origen. Claro, la cadena es de Valencia ;). Por cierto, sus zumos a día de hoy son de la misma empresa que Don Simón.

Pero en los productos de marcas blancas también hay cosas que no dan el mismo resultado, por ejemplo nunca he encontrado café soluble capaz de hacer sombra al Nescafé, para mi gusto, y en marcas blancas menos aún.

Pero iguales, mejores o peores, procedentes de un exceso de producción o de un lote de productos idóneos para el consumo pero con una pizca más de sal o menos de azúcar, lo cierto es que las marcas blancas suponen un ahorro considerable, de hasta el 70%, en la cesta de la compra. Yo aconsejo siempre que se prueba alguna fijarse, y pillar una unidad por si no nos convence, si nos gusta ya se lo anota uno y se pasa a tal marca.

Y no olvideis también el ahorro que conllevan los productos de temporada, por no decir que están mucho más ricos y suelen tener más valor nutritivo.

Por cierto, ya sabréis y si no os informo, que en el caso de lso medicamentos genéricos los estándares de calidad son los mismos que para los medicamentos "de marca", el abaratamiento obedece a otras causas pero quedaros con que son las mismas medicinas.

Pido disculpas si el post se ha hecho largo o aburrido, pero me ha parecido un tema de interés, y como una está metida en el mundillo de la industria tal vez haya sido demasiado académica.

En breve habrá entradas con más recursos gratuitos para estudiar diversos idiomas, no sólo el mandarín, sino también inglés, alemán, japonés, italiano...¡¡la locura!!, ofertas gratuitas culturales en una ciudad, algún truquillo casero y el análisis de algunos libros de idiomas ( en éste caso del estudio del chino, pues muchas veces se deben comprar on-line y no está claro a quién va dirigido ). Y acepto sugerencias de temas, si puedo ayudar o aclarar algo con un post, pues silbad ^_^.

Por mi parte, espero con ganas una barra de labios roja con efecto voluminizador que saldrá al mercado para mi cumpleaños a precio muy competitivo, por eso de "al mal tiempo buena cara" ;).

Nos vemossss.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Si es lo que digo yo.. esta crisis, pese a todo nos vendra bien.. a ver si se nos bajan los humos.. que los teniamos muy subiditos, creo que se vivia mucho por encima de las posibilidades y mucha gente presumia tontamente de que en sus casas no entraban esas "marcas baratas". En cuanto a las barras voluminizadoras.. mmmm yo me pido una.. pese a que ultimamente solo me van los brillos...

Txiqui/Denenas

Despistado dijo...

Una información muy interesante la que ofreces porque en los tiempos que corren no está demás ir ahorrando algún eurillo que otro.
Gracias por dejar información en mi blog sobre el japonés, creo que me será de mucha utilidad.
Las fotos son mias mapachito, fruto de mis paseos y excursiones. Puedes mandarme el enlace de trivagos, creo que puede ser interesante.
Saludos

Learn to Speak Chinese

English meditation